Seguir soñando

Podemos vivir nuestro día a día de forma monótona, sin ganas, rutinariamente, en automático, pero también podemos proponernos volver a tener ilusiones, a vivir cada instante como si fuese único, poniéndole ganas, alegría e ilusión, como cuándo éramos niños ¿lo recuerdas?.

«Mi mayor ilusión es seguir teniendo ilusiones» decía José Narosky, y no se equivocaba, la vida tiene mucho que ofrecernos, sólo nos hace falta creer en ello.

Cada vez que salgas de casa que no falte en el bolsillo de tu corazón buenas dosis de ilusión y confianza. Recuerda, vayas donde vayas, sigue mirando al mundo con la inocencia de tu niño interior, porque a pesar de todo lo vivido, vale la pena seguir manteniendo la esperanza.

Así que no dejes de perseguir tus sueños, te estamos esperando en «El 7 de oros».

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *